Envejecimiento y persona mayor: nueva imagen y realidad 2da parte

70
0

Luigui Vidal Rivas
20-01-2020
La fuerza de la costumbre lleva a muchos a seguir refiriéndonos a las personas mayores, con términos impropios o descartados internacionalmente, incluso muchos profesionales hablan de un modo cuando están presentes las personas mayores y de otro modo cuando no están, algunos dicen que las palabras no tienen importancia, pero nos olvidamos que existen fundamentos sólidos, que explican las razones porque los términos cambian con el tiempo, en tanto el desarrollo histórico y social cambia los roles y protagonismo de los actores sociales, se forja una nueva realidad y esa nueva realidad, impone un nuevo lenguaje acorde con ella.
Las personas mayores ya no son los “ancianos” de antes, razón valedera para que el uso de un moderno lenguaje gerontológico, debe ser parte de las competencias profesionales, que trabajan el tema de envejecimiento en todos sus aspectos, no se trata de eufemismos, sino de un lenguaje correcto.
Situémonos en Latinoamérica, si bien cada país tiene problemas con ciertas características propias, algunos han avanzado mucho más que otros, pero ciertamente hay problemas comunes, y la discriminación y maltratos a la persona mayor, sigue siendo un problema notorio, y por ahí hay agendas comunes, lamentamos muchos países adoptaron la Convención Interamericana de Protección de los Derechos de las Personas Mayores, pero luego no la firman y son pocos, los que han suscrito la Convención, y aquí nos enfrentamos con un poder político, poco consecuente, e indiferente.
Pero como todos saben, las leyes no son todo, en nuestros países existen muchas leyes protectoras que no se cumplen, tenemos que enfatizar la prevención introduciendo gerontología en la educación temprana y tomar en cuenta las campañas difusoras, con buena estrategia y visión gerontológica, se necesitan plataformas interinstitucionales de promoción y difusión, de manera permanente, es muy importante que haya campañas nacionales e internacionales, debemos involucrar a los jóvenes y personas de mediana edad, no para que vean a los mayores como sujetos de cuidado, sino para que sean sus aliados, ya que el envejecimiento involucra a todos, para realmente crear una sociedad para todas las edades, con personas mayores saludables, minimizando la vulnerabilidad.

DÉJANOS UN COMENTARIO

avatar
  Suscríbete  
Notifícame de