Gerontología vs legalismo y otros vicios

77
0

Luigui Vidal Rivas
15-12-2019
Aplicando la visión holística de la gerontología, en el aspecto preventivo, educacional y comunicacional, es la mejor forma de producir cambios profundos en una sociedad, que todavía se resiste a valorar la adultez mayor, donde subsiste el maltrato en todos los ámbitos, pese a los cambios positivos de la mayor participación social de las personas mayores.
La importancia de una gerontología enquistada en la educación, en las campañas y en la comunicación, son la manera de enfrentar males reiterativos, junto a los vicios que supervaloran el asistencialismo y el legalismo, enfoques sin visión gerontológica contaminada de visión de corto alcance, e inmediatista, para los cuales apagar incendios es mejor que prevenir tales incendios, bajo la proclama, hay que asistir a los vulnerables, sin haber previsto la magnitud de la vulnerabilidad y las ideas de que las leyes nos solucionan los problemas, y apostamos todo a las leyes o instrumentos de protección, cuando no deberíamos producir personas que maltraten o abusen, las leyes son muy importantes, pero una ley no cambia al delincuente, el aspecto punitivo es solo un paliativo de un problema mal enfocado.
Necesitamos gerontología, necesitamos visión gerontológica, los técnicos solo miran un aspecto de la cuestión y ciertamente la vulnerabilidad da réditos políticos, la vulnerabilidad es un gran negocio, para el que quiere lucirse de benefactor.
Considerar la vulnerabilidad como el aspecto más distintivo de la adultez mayor, es un error, una buena educación debe contribuir a una mejor forma de vivir y de alimentarnos, y llegar a tener 60 años no significaría nada.
Cuando se quiere hacer políticas públicas sobre la persona mayor y el envejecimiento, debe convocarse a las diferentes generaciones implicadas en el proceso de envejecer, y no solo a las actuales personas mayores, es un tremendo error lo que se hace.
A pesar de ello, las personas mayores tienden a ser más educadas y participativas, mejoran su nivel educacional y sobre todo tienen deseos contagiosos de seguir aprendiendo y conquistan nuevos espacios en internet, su voz se escucha, se visibilizan, a pesar de las desenfocadas políticas, que deberían seguir alimentando estas tendencias, favorables al empoderamiento
Si aplicamos la gerontología de manera preventiva, educacional y comunicadora, ponemos al descubierto la falta de políticas públicas, y los vicios que son tales porque sobredimensionan un aspecto problemático del envejecimiento, en desmedro de los otros, y la cuestión debe ser abordada de manera integral y esa mirada debe estar en la educación, en las campañas, en la promoción y en todos los programas, necesitamos visión gerontológica.

DÉJANOS UN COMENTARIO

avatar
  Suscríbete  
Notifícame de